¿Cómo descargar todas tus fotos de Facebook?

Si usas o has usado Facebook de forma asidua durante alguna etapa de tu vida, seguro que la popular red social propiedad de Mark Zuckerberg se ha convertido para ti en un álbum fotográfico online, algo así como un repositorio donde han quedado guardadas algunas de las imágenes más memorables de tu vida, y es que reconozcámoslo, todos subimos a Facebook aquéllo que queremos que otros vean.

Si tienes cientos de fotos en Facebook y alguna vez te has preguntado cómo descargalas a al ordenador para añadirlas a tu colección no te preocupes, porque aquí te traemos un breve y sencillo tutorial que te ayudará con la tarea, para que puedas conseguir sin esfuerzo los archivos de tus fotos directamente desde cualquier red social.

Las extensiones de tu navegador son tus amigas

Esas mini-aplicaciones que han ido apareciendo en los navegadores de Internet más populares en los últimos tiempos nos permiten realizar fácilmente algunas de las tareas más solicitadas a la hora de navegar por la red, y todo ello sin necesidad de salir del propio navegador. Hablamos obviamente de las extensiones, que pueden encontrarse en las tiendas de apps de los navegadores más populares y que serán tus mejores amigas para tareas como esta.

Si te gusta Google Chrome será muy fácil acudir a Chrome Web Store para buscar DownAlbum e instalarla, y es que esta extensión no sólo te permitirá descargar fácilmente fotos y vídeo de Facebook, sino también tus álbumes de Instagram, Pinterest, Twitter, Ask.fm y Weibo Album.

En el caso de que uses Firefox y no hayas corrido a instalar Chrome también tenemos tu extensión, y es que para el navegador de Mozilla encontramos facePaste Reloaded, un add-on que podrás instalar en Firefox -aunque desgracidamente no es compatible con el nuevo Firefox Quantum- y con el que también es sencillo obtener tus álbumes de Facebook.

Te recomendamos que uses Google Chrome para la tarea por su facilidad, aunque como veras desde Firefox tampoco hay demasiadas complicaciones para completar el proceso. Lo primero es instalar el complemento en vuestro navegador de Internet, y una vez hecho eso simplemente debéis acudir a Facebook y entrar con vuestro perfil, una vez allí los pasos difieren:

> GOOGLE CHROME

Si estamos en Chrome, con DownAlbum instalado y el perfil de Facebook abierto, veras en la esquina superior derecha cómo se ha activado un botoncito de la extensión. Debes pulsarlo y eso nos abrirá un menú contextual con las opciones disponibles para la descarga, para luego hacer click en “Normal” e iniciar automáticamente el proceso, del que veremos una barra de progreso y que al finalizar nos muestra una galería de todas las imágenes descargadas.

El proceso es idéntico para todas las redes sociales compatibles con DownAlbum, y análogo también para obtener fotos de perfiles públicos, pues bastara abrirlos en el navegador y de nuevo utilizar la extensión.

> MOZILLA FIREFOX

En el caso de Firefox también debemos acudir al perfil de Facebook desde el navegador, aunque en este caso no se mostrará ningún botón para abrir la extensión facePaste que instalamos anteriormente. En su lugar debes hacer click con el botón derecho del ratón sobre el álbum que quieras descargar, y en el menú contextual seleccionar la opción “Download Facebook Album” que veréis.

Eso nos abrirá una mini-aplicación con las opciones de descarga, la ruta de destino y el botón de inicio que ejecutará la tarea de forma automática y nos dejará los ficheros en la carpeta elegida.

Sin duda un proceso sencillo y que no debería asustaros si alguna vez habías pensado en cómo demonios descargar fácilmente la enorme cantidad de fotos que tienes subidas en tus  redes sociales favoritas.

 

 

¿Cómo hacer una copia de seguridad de Gmail?

Gmail es el servicio de correo electrónico más popular de los últimos años. Desde que llegase a nuestras vidas ha desbancado a alternativas como Yahoo! o Outlook. Si eres de los que guardan todos los correos entrantes, ¿has pensado alguna vez qué ocurriría si borrasen nuestra cuenta por error? Lo mejor es ser previsor y hacer una copia de seguridad de Gmail de vez en cuando.

Google siempre nos comenta que sus servicios son muy seguros, pero lo cierto es que siempre queda esa duda de y si… Por lo tanto, lo mejor es tomar medidas que tampoco nos llevarán mucho tiempo y tener siempre una copia de seguridad de nuestros correos electrónicos. Y no solamente de los textos que recibimos, sino también de los archivos adjuntos. Así que si es tu caso, tienes media vida en tu cuenta de Gmail, sigue los siguientes pasos:

 

Lo primero que deberemos hacer es entrar en nuestra cuenta de Google a través de la siguiente dirección:

https://myaccount.google.com/

Seguidamente veremos una serie de recuadros que nos permitirán hacer una acción u otra. Debemos buscar el recuadro que nos indica «Información personal y privacidad». Allí mismo tendremos diferentes opciones a elegir y la que nos interesa es la que dice «Controla tu contenido». Pincha en ella.

Nos dirigiremos a otra ventana. La primera opción que nos aparece es con la que podremos «Descargar o transferir tu contenido». Y esa misma alternativa nos indican la opción de «Crear archivo». Pincha en ella. Volvemos a saltar a una nueva ventana.

En ella nos aparecen todos los servicios de Google, pero como únicamente nos interesa Gmail —Mail en este caso—, deberás pulsar al botón superior «No seleccionar ninguno». Es momento de buscar y marcar la opción de «Mail». Tras esto, haz scroll hasta el final y pulsa «Siguiente».

Lo último que tendrás que hacer es personalizar el archivos que te vas a descargar. En este caso, la herramienta de Google te permite elegir el tipo de archivo a descargar. Podrás elegir entre .ZIP y .TGZ. Asimismo, también te permite seleccionar el peso máximo del archivo. Éste podrá ser de 1, 2, 4, 10 y 50 GB. Listo, ya tienes tu copia de seguridad a buen recaudo.

 

¿Cómo dividir un PDF online para separar páginas?

Dividir un PDF es una de las tareas más cruciales que todos hemos tenido que llevar a cabo alguna vez con un fichero de este tipo.

Adobe fue inteligente al abrir su formato PDF, y ahora es uno de los más utilizados para archivar documentos. En la mayoría de los casos nos basta con leer el PDF, o imprimirlo, pero en otros muchos nos interesa extraer sólo un par de páginas, o cortarlo en varias partes.

Vamos a utilizar una página web llamada PDF2Go para dividir un PDF online, y separar páginas. Es muy rápido y sencillo, y no tendrás que instalar ningún software. Además el servicio está en español y funciona tanto desde el PC como desde el móvil.

Eso sí, ten en cuenta que para usarlo tu PDF va a pasar por un servidor online de una empresa. No subas documentos privados ni con información crítica a Internet.

Pulsa en Seleccionar archivo para subir un PDF de tu ordenador o móvil que quieras dividir. También tienes botones para subirlo desde una página web, o desde tu cuenta de Dropbox o Google Drive.

Una vez cargado, en pantalla verás todas las páginas del fichero PDF:

Toca en el lugar en donde quieras cortar. Aparecerán unas tijeras para indicar que ahí es donde se va a dividir el PDF:

Si lo deseas, puedes hacer varios cortes para dividir el PDF en varias partes, no sólo en dos. Si quieres separar todas las páginas y crear un PDF con cada una de ellas, pulsa en Dividir todas las páginas. Si has hecho algo mal, puedes comenzar de nuevo con Reiniciar división.

Cuando hayas terminado, pulsa en Guardar Cambios.

A los pocos segundos aparecerán los nuevos PDFs con los cortes que hayas hecho, listos para descargar:

Como puedes ver, dividir un PDF online para separar páginas con PDF2Go es un proceso muy sencillo e intuitivo, y funciona muy bien.

 

¿Por qué los SSD de mayor capacidad son mas rápidos?

Si algunas vez has comprado un SSD has podido comprobar que aquellos de mayores capacidades también tienen precios más elevados que, según tu presupuesto, pueden hacer que te decantes por los de menor capacidad y precio. ¿Pero sabías que los dispositivos de estado sólido de mayor capacidad tienen más ventajas?

Los discos duros tradicionales, HDD, tienen un mecanismo de lectura y escritura físico, cuentan con una cabeza lectora que se encarga de buscar el sector en el cilindro para leer o escribir la información que deseemos en el bloque que corresponda.

Los SSD, dispositivos de estado sólido, guardan sus datos en la memoria NAND flash a través de un controlador de alta velocidad que accede a los módulos NAND del dispositivo de forma paralela. Entonces, en un SSD, encontramos que si añadimos más módulos NAND el controlador puede acceder a la vez a más módulos de memoria, lo que hace posible que su velocidad de lectura sea mayor.

Gracias a la tecnología del controlador y a la empleada para la fabricación de la NAND, como la 2D o 3D, encontramos mejor rendimiento de lectura y escritura en los dispositivos de estado sólido de menor tamaño que hacen que esta diferencia no sea tan llamativa.

Los SSD de mayor capacidad nos ofrecen más beneficios

Que un SSD tenga más módulos de memoria consigue que la carga de trabajo de los sectores se reduzca, lo que hace que aumente su durabilidad ya que tardará más en alcanzar el uso límite de sus sectores – a no ser que uses el SSD al borde de su capacidad-. Por lo tanto, tenemos que un SSD de mayor capacidad nos aporta un mejor rendimiento, una mayor capacidad y más durabilidad.

Archivo corrupto, ¿cómo lo puedo reparar?

Hay veces en las que vas abrir un fichero de texto, una imagen, o una aplicación, y un mensaje de error te dice que el fichero está corrupto.

Lo intentas con diferentes aplicaciones, pero ningún programa puede abrirlo. Escaneas el disco duro y no hay ningún error. Está claro que es cosa del archivo.Vamos a mostrarte cómo reparar archivos corruptos o dañados, de forma sencilla.

Estos ficheros se estropean por diferentes razones: un virus, un error de disco, un bug de una aplicación, un fallo eléctrico… Por suerte, existen utilidades como File Repair, que permiten recuperarlos. O al menos, parte de su contenido.

En primer lugar, vamos descargar File Repair. La versión actual se ha dividido en docenas de aplicaciones que además son demos de pago, así que vamos a utilizar una versión más antigua, gratuita, pero que aún funciona perfectamente. Puedes descargarla en Softonic.

Instala la aplicación y ponla en marcha:

El programa es muy sencillo de usar. Pulsa en el icono de los tres puntos horizontales, en la esquina superior derecha, y selecciona el archivo corrupto que quieres reparar. A continuación pulsa el botón Start Repair.

Comenzará la reparación. Si puede repararlo, hará una copia nueva con todo lo que ha podido salvar. Tu decides si quieres borrar la vieja. No es perfecto, pero funciona bastante bien y en una versión gratuita. 

Cómo ajustar el tamaño del texto de tu iPhone o iPad para trabajar más cómodamente

¿Eres de los que trabajan con el iPad encima de la mesa? ¿Notas que el texto de la pantalla es algo pequeño porque hay bastante distancia desde la pantalla a donde tú te encuentras? Solucionaremos esto de manera rápida y además crearemos un acceso rápido para que puedas ajustar el tamaño del texto del iPhone o iPad al instante.

No solamente debes tener problemas de vista para recurrir a este método, sino que tampoco es aconsejable tener que forzar a nuestros ojos a tener que enfocar más de la cuenta. ¿Solución? Adaptar el texto de la pantalla a nuestras necesidades. Y cuantos menos pasos demos, mucho mejor. Así que ahora te enseñaremos dónde debes recurrir en Ajustes del iPhone o iPad y cómo crear acceso directo a esta personalización.

El iPad como centro de trabajo y activando el ajuste de tamaño de letra

Son cada vez más las personas que usan el iPad para trabajar a modo de portátil. No entraremos en la discusión de siempre —es o no es un equipo para trabajar en serio—. La respuesta es: dependiendo de cada usuario y sus necesidades. Ahora bien, para trabajo de ofimática con la app de Notas —con la última actualización puede ser todo un centro ofimático— o con Pages; gestión del Calendario; gestión de Mail, etc. el iPad puede ser todo un equipo completo para ello. Pero como decimos: el tamaño de los diferentes iconos de las aplicaciones, así como el texto que creemos, puede ser muy pequeño si estamos a mucha distancia.

Por lo tanto, la solución pasa por ajustar ese tamaño a cada situación. Lo primero que deberás hacer, tanto en el iPhone como en el iPad, es entrar en «Ajustes». Acto seguido nos vamos a «General» y picamos sobre «Accesibilidad». Dentro de este menú tendremos que buscar la opción «Texto más grande» y observaremos dos posibilidades: ajustar directamente el tamaño con la barra inferior. O, activar la opción «Tamaños más grandes», en cuyo caso nos aparecerán más renglones de los habituales para ajustar.

Creando el acceso directo para ajustar el tamaño del texto

Recordemos que si disponemos de un teclado Bluetooth, el iPhone también puede convertirse momentáneamente en nuestro centro de operaciones en cualquier lugar (hotel, cafetería, etc.). Pero tanto en el iPhone como en el iPad debemos ahorrar pasos, por lo que disponer de un acceso directo es indispensable para estos momentos. Es decir, lo suyo es sacar y trabajar.

Como bien sabrás, desde que iOS 11 saliese en escena, tenemos un centro de control en el menú inferior; desplazamos el dedo desde la parte inferior de la pantalla hacia el centro y nos aparecerá el menú. Sabrás también que es totalmente personalizable. Y es lo que haremos: añadir una nueva función para disponer de nuestro ajuste de tamaño de letras en los equipos iOS. Para poder hacer esto, tendremos que dirigirnos, de nuevo, a «Ajustes». Acto seguido buscamos «Centro de Control» y dentro únicamente debemos entrar en «Personalizar opciones» y activar el widget «Tamaño del texto». Será entonces cuando dispongamos del widget en el centro de control que identificaremos con una letra «A» en dos tamaños.

El ajuste de tamaño del texto no es compatible con todas las apps

Si has llevado a cabo esta personalización del tamaño del texto en tu iPhone o iPad, habrás podido comprobar que no todas las aplicaciones son compatible con el ajuste. Es seguro que nos dejemos alguna por el camino, pero es efectivo con las siguientes apps:

  • Notas
  • Recordatorios
  • Mail
  • Mapas
  • Calendario
  • Instagram
  • Spotify
  • Mensajes
  • Twitter
  • Pages
  • Keynote
  • Numbers
  • Podcasts
  • Telegram
  • WhatsApp
  • Archivos

Ahora bien, lo más seguro es que si intentas usar esto mismo con las siguientes aplicaciones, no te funcione:

  • Toda la suite ofimática Office de Microsoft
  • Navegadores: Chrome, Safari (sólo funciona en la barra de direcciones)
  • Feedly
  • Kindle
  • iBooks
  • Google Fotos
  • Google Maps

Seguramente nos dejemos muchas de ellas en el tintero, pero te podrás hacer una idea mínima de cuál podrá ser exactamente el uso que puedas darle a esta opción en tu equipo.

 

¿Cómo ver sitios web en tu Mac que requieren una PC o Internet Explorer con Safari?

Como usuario de Mac, en ocasiones me he topado con sitios web que no están pensados para Safari (IMSS, SAT, etc).  Existe una solución a este problema, con la que podrás ver sitios web en tu Mac que requieren un PC o Internet Explorer sin tener que instalarte este u otro navegador diferente.

Seguramente te hayas encontrado con uno de estos sitios web en alguna ocasión. Son webs que no tienen en cuenta otros navegadores u otras plataformas diferentes de Safari y macOS. Por suerte, existe una manera de burlar estas limitaciones absurdas sin tener que esperar a que adapten la web.

Para hacerlo, deberás seguir estos pasos:

  • Abre Safari y accede a sus Preferencias (puedes pulsar cmd + , para hacerlo con rapidez).
  • Ve al apartado de Avanzado.
  • Marca la última casilla que aparece, para mostrar las opciones de Desarrollador en la barra de menú. Cuando hagas esto, ya puedes cerrar Preferencias.
  • En el menú Desarrollador accede a la opción Usuario agente, donde verás que se despliegan diferentes versiones de otros navegadores.
  • Elige la opción que necesites, Chrome para Windows, Internet Explorer para Windows, Firefox para Windows, etc.

Al seleccionar el navegador, la página web en la que estés se recargará automáticamente. Podrás navegar por ella con normalidad como si estuvieras en un equipo con Windows y el navegador que hayas seleccionado.

Algunas web de este tipo piden certificados de seguridad concretos para poder realizar gestiones con ellas. No he podido probarlo por mi cuenta, pero es posible que si necesitas uno de estos y no puedes instalarlo en Safari, este truco no te sirva del todo.

¿A dónde se ven las fotos subidas en iCloud y cómo se eliminan para siempre?

Guardar nuestros recuerdos en forma de fotos y vídeos es uno de los principales usos que le damos al iPhone. Para tenerlas a buen resguardo, Apple creó iCloud como su servicio en la nube. En este tutorial vamos a investigar dónde se ven las fotos subidas a iCloud y cómo se eliminan, en caso de que quieras deshacerte de ellas.

Para acceder a tus fotos subidas a iCloud, debes comprobar que la opción de fotos en streaming se encuentra activada. Para ello, haz lo siguiente:

  • En tu iPhone ve a Ajustes > Tu nombre. Ahí se desplegarán todas las funciones asociadas a tu cuenta de Apple, incluyendo iCloud.
  • Selecciona iCloud > Fotos.
  • Asegúrate de que la opción “Mis fotos en streaming” está activada.

Si lo tenías activado, perfecto. No tienes más que ir a la app Fotos y encontrar el álbum de Fotos en streaming. Si no estaba activado, ahora verás cómo aparece este álbum en tus fotos. Todas las fotos que saques con tus dispositivos iOS se subirán a iCloud cuando se encuentren conectados a una red WiFi, con las siguientes limitaciones:

  • Un máximo de 1.000 fotos en total.
  • Deben haberse realizado en los últimos 30 días.

Con las Fotos en streaming activado, todos tus dispositivos de Apple con tu cuenta de Apple ID sincronizarán estas fotos en cuanto estén conectados a una red WiFi. Si tu ordenador tiene Windows como sistema operativo, descarga iCloud.

Teniendo todo esto en cuenta, podrás ver las fotos subidas a iCloud en la carpeta correspondiente de tus fotos, que se llama Fotos en Streaming tanto en el iPhone como en el iPad, Mac o PC.

Ahora bien, si tienes la fototeca de iCloud activada, la situación cambia ligeramente. Comprueba si tienes la fototeca de iCloud activada en el menú que hemos visto antes: Ajustes > Tu nombre > iCloud > Fotos > Fototeca de iCloud. Si la tienes activada, no tendrás un álbum en Fotos que se llame “Mis fotos en streaming” ya que se incorporarán a todas las fotos que tengas cuando tu dispositivo esté conectado a WiFi.

¿Cómo eliminar las fotos de iCloud por completo?

Ahora que ya sabemos dónde se encuentran las fotos en la nube de Apple, es el momento de ver cómo se eliminan las fotos de iCloud. Aquí tenemos dos opciones:

  1. Eliminar fotos de iCloud con la fototeca desactivada: accede a Fotos > Mis fotos en streaming. Ve a la foto que quieras eliminar y dale al icono de la papelera. Si quieres borrar varias fotos, puedes seleccionarlas y darle al icono de la papelera. Borrar fotos en este álbum no las borrará de todos los dispositivos que ya la tengan, ya que Fotos en streaming sólo actúa de conexión entre ellos. Tendrás que buscarla manualmente y borrarla de nuevo.
  2. Eliminar fotos de iCloud con la fototeca activada: accede a la sección Fotos o al álbum Todas las fotos. Ve a la foto que quieras eliminar y dale al icono de la papelera. Si quieres borrar varias fotos, puedes seleccionarlas y darle al icono de la papelera. Al hacerlo, borrarás las fotos seleccionadas de todos tus dispositivos.

 

Las Fotos en streaming actúan de conexión entre dispositivos, para borrar una foto deberás borrarla también en el resto de tus dispositivos.

¿Cómo descargar todas las fotos de la fototeca de iCloud y exportarlas a ficheros?

Si quieres descargar todas las fotografías de la nube vamos a suponer que tienes la fototeca en iCloud activada, de modo que todos tus dispositivos ven y gestionan una única colección en la nube. Así que en tu Mac, abre la aplicación Fotos y confirma que tienes esa Fototeca en iCloud activada en sus Preferencias (pestaña iCloud):

Lo importante: asegúrate también que tienes activada la opción ‘Descargar originales en este Mac’. Si usas la opción ‘Optimizar el almacenamiento del Mac’ podrás exportar las fotografías, pero si tu ordenador anda escaso de espacio libre esa exportación se hará con versiones a más baja calidad de tus fotografías originales. Y no queremos eso, queremos descargar las fotografías a la calidad original a la que las has hecho.

Siguiente paso. Menú Edición, ‘Seleccionar todo’ para coger todas las fotografías de la colección. Dale algunos segundos al ordenador para hacerlo si tu fototeca es muy grande:

Ahora nos vamos al menú Archivo, seleccionamos ‘Exportar’ y nos encontramos con dos opciones a tener en cuenta:

  • ‘Exportar N ítems’, siendo N el número total de fotografías y vídeos que tienes en tu fototeca, exportará todas esas fotografías y vídeos en su calidad original. Pero si has editado alguna fotografía usando las propias herramientas de la aplicación, se exportará la imagen editada y no la original.
  • ‘Exportar original sin modificar para N ítems’ nos exportará todas las imágenes y vídeos, pero ignorando todas las ediciones que hayas hecho en ellas y llevándose por lo tanto los originales sin editar.

 

En cualquiera de las dos opciones que hayamos seleccionado, nos aparecerá un diálogo con el que podremos seleccionar el formato de la imagen y la calidad de los vídeos que queramos exportar. Selecciona la calidad más alta para que el vídeo se exporte en su resolución original.

Activa también las opción de incluir la ubicación de la fotografía en los metadatos de la imagen, para que así si las colocas de nuevo en Fotos o en otro programa de gestión de fotografías se puedan seguir organizando según el sitio donde se hayan tomado.

Por último, atento a la última opción. Si no quieres que se exporten todas las fotografías en un solo directorio sin ningún tipo de organización, puedes seleccionar ‘Nombre del momento’ para que se genere una subcarpeta para cada Momento que tengas en la fototeca. Es recomendable si tienes varios miles de fotografías a exportar.

Una vez le des a aceptar, el proceso de exportación comenzará. Ten paciencia, porque si son muchas fotografías va a tardar. Asegúrate de que tienes suficiente espacio en el Mac para que se exporten todas, o hazlo directamente a un disco duro externo con espacio para que no haya problemas. Recuerda que los álbumes y pases de diapositivas que hayas creado en Fotos no se exportarán y será una capa de organización que perderás fuera de la aplicación.

¿Cómo pasar tonos de llamada al iPhone con iTunes 12.7 de forma rápida y sencilla?

iTunes 12.7 ha hecho un cambio importante para Apple ha eliminado la App Store y ya no podemos gestionar e instalar directamente apps desde la computadora  en nuestro iPhone o iPad. Pero además de esto, los tonos de llamada también han cambiado de lugar y a muchos usuarios les ha llevado a confusión.

Para copiar los tonos de llamada en un iPhone o iPad mediante iTunes 12.7 necesitamos tres cosas: un iPhone o iPad, iTunes 12.7 y un tono de llamada en formato .m4r, que es el formato utilizado por iOS para los tonos de llamada. Si tienes todo esto los pasos son los siguientes:

  1. Abre iTunes 12.7 en tu ordenador.
  2. Conecta el iPhone al ordenador mediante un cable USB o mediante Wi-Fi si lo tienes configurado.
  3. Localiza el tono en formato .m4r en el Finder.
  4. Dirígete a la sección del iPhone o iPad conectado en iTunes y posteriormente a Tonos en la parte izquierda.
  5. Arrastra el archivo .m4r aquí dentro.
  6. Pulsa en Sincronizar para sincronizar el dispositivo.

Listo, esto es todo lo que tienes que hacer para copiar tonos de llamada en un iPhone o iPad ahora que iTunes 12.7 ha cambiado las cosas de sitio.  Sólo hay que tener en cuenta que el archivo debe ser en formato .m4r para ser compatible.

Ahora tan sólo debes dirigirte en tu iPhone o iPad a Ajustes, luego a Sonidos y en el apartado de Tono de llamada escoger el nuevo tono añadido. Verás que aparecerá de los primeros en la lista.